Esta mañana efectivos de la policía e infantería sacaron a un grupo de mamás con sus hijos de las casas a terminar.

Un grupo de madres junto a sus hijos fueron desalojados pacíficamente de unas viviendas ubicadas en Campo Quijano. En total son ochos casas con un 80% de las obras realizadas y  que pertenecen al Instituto Provincial de la Vivienda.

Al parecer las casas fueron ocupadas durante la noche y el llamado a la policía ingresó durante la madrugada. Así cerca de 20 efectivos de la policía e infantería se presentaron detrás del galpón Bulila Diez y procedieron al desalojo pacífico de las pertenencias y los ocupantes del lugar.

Según pudo conocer “Voces del Valle”, un vecino contó que fue una constante toda la semana la visita de extraños a la viviendas. “Una pareja en moto llegó el jueves pasado, se bajaron y entraron a las casas porque no ni siquiera hay un sereno” detalló el vecino.

Por otro lado la usurpación de las casas se realizó en el marco de una marcha contra el intendente Manuel Cornejo por la promesa incumplida de unos terrenos que regaló por teléfono antes de las elecciones. Por último, en el lugar quedó personal policial al resguardo de las casas.

Así fue el desalojo de las casas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here