Así lo afirmó la concejal PRO Débora Lopéz tras las acusación del intendente Manuel Cornejo de señalarla como cómplice de un delito durante la gestión de Carlos “Querubín” Sosa.

La concejal Débora López habló en el programa “Andes al día” por la 107.5 sobre las “rendiciones de cuentas” que no fueron aprobadas por el Concejo y consideró que se trató de “una batalla ganada para que no se las haya aprobado a libro cerrado”.

Al respecto “el Concejo cumplió con su función de controlar de un modo transparente las cuentas del municipio y parece que eso no le gustó mucho al intendente que salió a tirar tiros para todos lados. Es como esos chicos malcriados que el día que le pones un límite te hacen un berrinche” sentenció.

Escuchá la entrevista completa aquí:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here