Así lo afirmó el actual edil en declaraciones a medios locales.

El concejal Carlos “Kerubín” Sosa fue a citado a declarar el jueves pasado en Ciudad Judicial. La causa N° 6910/2 por lo que se lo investiga es por “malversación de caudales públicos. Retención indebida y otros” durante su gestión como intendente comunal.

Las causas datan desde el 2002 y según el edil fueron impugnadas. “Son denuncias que ya fueron juzgadas, ahora por la impugnación se pidió que se continúe con la investigación” sostuvo el edil a medios radiales locales.

Sosa también había sido acusado de utilizar una camioneta de propiedad de la Municipalidad de Campo Quijano, pese a haber cesado en su cargo de intendente. “El vehículo me llevaba al aeropuerto cuando era Diputado Nacional” afirmó el edil.

Las denuncias fueron realizadas en su momento por Raúl Belmont, un vecino del ex intendente que lo escuchó hablar por teléfono sobre el manejo del erario popular. “Belmont me escuchó hablar por teléfono de que se me había muerto una persona y el municipio no había pagado la ART y sacamos plata de la cooperadora asistencial para pagar el entierro” explicó Sosa.

Por último “Kerubín” afirmó que: “no he robado nada, yo no hecho nada” al mismo tiempo que dijo que se trataría de una movida política en el año electoral. “Son causas re contra re viejas y seguro que como han hecho encuestas en Quijano se han puestos nerviosos y me han empezado a golpear” finalizó el edil.

Sobreseimiento revocado

A esar de que Sosa sostuvo que fue absuelto en la justicia, en abril del año pasado los jueces Antonio Omar Silisque y Luis Félix Costas, de la Sala IV del Tribunal de Impugnación, decidieron hacer lugar al recurso de apelación interpuesto por la fiscalía interviniente y revocaron el sobreseimiento a Carlos Kerubín Sosa.

La resolución  había tenido por extinguida la acción penal en la causa seguida contra “Querubín” Sosa, acusado de los delitos de peculado en concurso real con violación a los deberes de funcionario público en concurso real con fraude a la administración pública en concurso real con coacción. Sin embargo los jueces manifestaron su disconformidad con la resolución atacada, y recomendaron al Tribunal de origen la urgente prosecución de la causa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here